top of page

Salud Mental y Actividad física

Esta mas que dicho, la actividad física cumple un gran papel a la hora de regular mi estado mental, puesto que no solo segregamos endorfinas que nos generan satisfacción y felicidad, sino también nos ayuda a descubrir y fortalecer las capacidades que tenemos a nivel físico y mental, dejando resultados importantes en las diferentes áreas de nuestra vida.

Si bien, mejorar nuestra condición física o tener un cuerpo atlético aceptable es un objetivo importante para las personas, cabe resaltar que a fondo resultamos atacando las enfermedades físicas, pero mejor aún, disminuyendo las enfermedades mentales existentes o regulando todas aquellas emociones negativas que llegan con el estrés del día a día.


Sin embargo, es común ver que por esta época (inicio de año) empezamos emotivos con los retos y objetivos que nos proponemos para el resto del año, pero pocos logran sostenerse en el tiempo, esto debido a que las motivaciones proviene de los factores extrínsecos y no de mis deseos intrínsecos y volvemos al sedentarismo, por ello es importante empezar a identificar con claridad mis propios deseos que conlleven a decisiones positivas para mi bienestar como primer paso de generar cambios en este 2023.


La invitación para este inicio de año, será identificar mis necesidades físicas y emocionales, priorizarlas y realizarlas de acuerdo a mi ritmo, para que no se perciban como obligación, sino como una habito constante en mi vida que al final resultara siendo una necesidad.